Fundación Atención al Migrante

Dirección: Calle 17 No. 68 - 75

Teléfono: (57) (1) 905 48 34 / 420 21 42

famig@arquibogota.org.co

Acerca de Nosotros

Fundación Atención al Migrante

Nuestro objetivo es desarrollar acciones de servicio en bien de los migrantes desposeídos, personas en situación de desplazamiento que requieren de acogida, atención humanitaria de emergencia y acompañamiento psicosocial, con el fin de mitigar las necesidades más inmediatas del grupo familiar que acude en busca de orientación para su ubicación y manutención en la ciudad.

La Fundación de Atención al Migrante- FAMIG es una entidad canónica sin ánimo de lucro, creada por Decreto Arzobispal del 8 de marzo de 2002, por el Señor Arzobispo, Cardenal Pedro Rubiano Sáenz. Actualmente, FAMIG tiene como propósito esencial la atención integral a población migrante, especialmente personas en situación de desplazamiento forzado. Para tal fin, cuenta con tres centros de atención en Bogotá:

1) Centro de Acogida de la Terminal de Transporte Terrestre- CATT.

2) Centro de Atención al Migrante – CAMIG.

3)CAMIG 2 "Hogar Noche"

3) Centro Pastoral y de Capacitación CEPCA.

Actualmente, FAMIG ofrece programas de acompañamiento de emergencia, orientación psicosocial y espiritual, capacitación técnica laboral, apoyo para la generación de ingresos y promoción de comunidades solidarias de famiempresarios con unidades productivas nacientes.

FAMIG cuenta con una Junta Directiva conformada por 10 miembros, Director Ejecutivo (Padre Wilfran Oyola), el apoyo de la comunidad de las Hermanas de San Carlos Borromeo – Scalabrinianas, un equipo de 22 funcionarios entre personal administrativo, equipo psicosocial, instructores, personal de servicios generales y un grupo de voluntarios conformado por 25 personas aproximadamente.

Misión

Acoger a las personas migrantes, brindándoles los medios necesarios para que restablezcan sus derechos; apoyando sus procesos de inclusión e integración en los nuevos contextos, inspirados en los principios evangélicos de misericordia, caridad y solidaridad. 

Visión

Migrantes: Comprometidos, con pasión y alegría, con el cambio integral de las personas migrantes (Individual, familiar y comunitario) acogidas por la Fundación.

Equipo Humano: Somos una institución que favorece el crecimiento integral de sus colaborades-as.

Servicio: Ofrecemos un ambiente de encuentro solidario con alta calidad profesional y humana

Socios: Contamos con una red de apoyo que confía plenamente en nuestra labor misionera.

 

VALORES

 

1. Solidaridad:

 

La solidaridad la asumimos inspirados en la parábola del Buen Samaritano, en la cual se expresa que el prójimo es todo aquel que requiere de nosotros una respuesta misericordiosa, una respuesta amorosa que no se agota en hacer lo básico, sino en hacer todo lo necesario para reestablecer al otro-a en su dignidad. El mismo Jesús expreso: “Todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos”. Esta idea de la solidaridad no se confunde con lastima, se basa en “Ponerse en el lugar del-a Otro-a.” Esto nos inspira para actuar con base en lo que esta persona requiere para proteger su dignidad de ser Hijo-a de Dios. El verbo movilizador de este valor es: “AMOR”

 

2. Compasión:

 

El ponerse en lugar del otro para desde ahí responder a sus requerimientos, la compasión implica compartir el dolor del-a otro-a; es acompañarlo-a en su propia pasión, no para quedarse en ese dolor o como señal de martirio es para transformar con él o ella ese dolor en búsqueda de realización plena, atendiendo a lo que Dios quiere para cada uno-a de nosotro-as, que es la realización plena de nuestra vida. La compasión es un proceso pleno de reconocer en el Otro o en la Otra el rostro mismo de Dios, ese reconocimiento implica respeto profundo por el Otro y empatía transformadora con él o ella. El verbo movilizador de este valor es: “COMPARTIR”.

 

 

 

 

3. Fraternidad:

 

Nuestra acción se basa en reconocer que todos somos Hijos e Hijas de Dios, compartir esa paternidad nos hace Hermanos y Hermanas, la acción de compartir nos implica: “Todos los creyentes estaban juntos y tenían todo en común:45 vendían sus propiedades y posesiones, y compartían sus bienes entre sí según la necesidad de cada uno.” Esa primera experiencia comunitaria nos ilumina acerca del sentido de reconocernos cristianos: vivir junto al otro y compartir todo de acuerdo a la necesidad de cada cual. El verbo movilizador de este valor es: “ACOGER”.

 

4. Respeto: Este valor nos inspira para reconocer en cada persona la Dignidad, esto es, la naturaleza humana de ser hijos de Dios. Esto significa que nuestra naturaleza; nuestro origen deviene del mimo Dios, en tal sentido todo lo que hagamos con el otro-a es como si lo hiciéramos con el mismo Dios. Al reconocer en el otro a Dios mismo, reconocemos que es un Ser único, irrepetible, hecho a imagen y semejanza de Dios; con inteligencia, voluntad, libertad y capacidad de amar; así como portador de derechos dirigidos a preservar su dignidad. El verbo movilizador de este valor es: “TRANSFORMAR”.

 

5. Dignidad:

 

Este valor nos inspira para reconocer en el otro-a su grandeza, esta grandeza es inherente al ser humano en cuanto que es Hijo-a de Dios. En tal virtud la Dignidad no se restringe, ni se limita en razón de convicciones políticas, religiosas, ni en razón de raza, género o edad. Somos seres integrales con distintas dimensiones; la realización de cada una de estas dimensiones nos implica realizarnos plenamente en nuestra grandeza. El Papa Francisco ha hablado de la sacralidad de la persona, por ello la persona humana no puede ser sometida a ningún tipo de violencia, explotación, degradación o ignominia y, cuando por razones históricas ello ocurre, debemos como cristianos hacer todo lo que debamos para reestablecer su dignidad. El verbo movilizador este valor es: “PROTEGER”

 

6. Tolerancia

 

La tolerancia no es aceptación incondicional, es más bien un esfuerzo por no juzgar al otro desde el lugar de mi verdad. Es aceptar que mi comprensión limitada del mundo se enriquece con otras visiones y verdades. Reconociendo que nuestra esencia racional nos lleva a buscar la verdad y nuestra esencia espiritual nos lleva a buscar a Dios y el lugar donde lo buscamos es en el otro y en su cuidado, en la naturaleza y en su cuidado. El verbo movilizador de este valor es: “COMPRENDER”.

 

7. Servicio

 

Al escuchar las palabras de SS Francisco I “El verdadero poder es el servicio”; entendemos que no hay poder en las riquezas, ni en las armas, ni en dominar a otros; el poder de servir es el poder de transformar, porque es pasar de las palabras a las obras, la materialización del amor es el servicio, esto es, la entrega radical en todo lo que hacemos por lo-as otro-as porque de esa forma estamos aportando a la construcción del Reino de Dios. Reconocemos en los rostros de los Otros y de las Otras el rostro mismo de Jesús. Somos conscientes de que lo que suceda con los y las migrantes que entran en contacto con nosotros depende de lo que hagamos o dejamos de hacer. El verbo movilizador de este valor es: “ACTUAR”.

 

OBJETIVOS ESTRATÉGICOS

 

Programático:

 

1. Contribuir en la construcción de soluciones duraderas para las personas migrantes, a través de, procesos de formación y gestión que posibiliten la integración.

 

2. Propiciar que las personas migrantes superen los impactos emocionales generados por distintas formas de violencia, explotación o abuso, a través de estrategias de acompañamiento psicosocial.

 

3. Incidir en la formulación de políticas públicas que favorezcan la realización de los derechos de las personas migrantes, a través de, la visibilización de la realidad de lo-as migrantes y de recomendaciones políticas y técnicas específicas.

 

Institucionales:

 

1. Garantizar un ambiente laboral que favorezca:

a. El crecimiento personal y profesional;

b. Relaciones de cooperación y aprendizaje mutuo;

c. Mecanismos apropiados para resolver conflictos y diferencias;

d. Condiciones laborales justas.

 

2. Asegurar el Trabajo en red que favorezca el intercambio de experiencias; aprendizajes y la cooperación mutua.

 

3. Desarrollar estrategia de gestión de apoyos diversos que favorezcan la realización de actividades y obtener mayores impactos.

 

 Centros de atención de la Fundación.

Centro de Acogida y Acción Pastoral de la Terminal de Transporte Terrestre - CATT

Está ubicado en la Localidad de Fontibón Transversal 66 No. 35 -11, Módulo 5, Local 123.

Es el primer lugar de contacto que encuentran los migrantes y personas en desplazamiento que llegan a la ciudad de Bogotá forzados por causas del conflicto armado que vive el país, y vienen en la búsqueda de mejores condiciones de vida. Aquí les brindamos acogida con un café caliente, orientación, servicio de llamada telefónica a un pariente o amigo, apoyo para pasajes urbanos o intermunicipales y remisión a otras entidades de la Iglesia, del Estado o privadas que les pueden colaborar según cada caso en particular.

La oficina está coordinada por la Hermana Scalabriniana Concepción Da silva, y tiene el apoyo de un trabajador social y una asistente.

Centro de Atención al Migrante – CAMIG 

Está ubicado en la Calle 17 No.68 - 75 Localidad de Fontibón, Barrio Granjas de Techo. 

Creado como hogar de paso, en el año 1995, brindamos acogida y atención de emergencia a los migrantes y personas en situación de desplazamiento que llegan a la ciudad de Bogotá, que no cuentan con redes de apoyo. Además del alojamiento temporal, reciben alimentos, vestuario, apoyo para arriendo, transporte urbano y orientación psicosocial.

En el año 2012 fueron acogidas 4.579 personas entre alojados y personas en situación de desplazamiento ya asentadas en Bogotá, los cuales son acogidos y según sus necesidades reciben la ayuda humanitaria de emergencia (alimentos, ropa, zapatos, cobijas, elementos de cocina, entre otros) y atención psicosocial.

Este Centro está dirigido por la Hermana Scalabriniana Egide Benedetto,  para la atención cuenta con trabajadora social,  psicóloga, personal administrativo, personal de servicios generales y el apoyo de un grupo de voluntarias.

CAMIG 2 "Hogar Noche"


El CAMIG 2 abrió sus puertas al público el 18 de septiembre de 2018, nace como medida para atender la crisis migratoria generada por los problemas políticos y económicos registrados en Venezuela, es un espacio que está dirigido exclusivamente para hombres venezolanos y les permite pasar 3 noches bajo techo, es dirigido por el Padre Wilfran Oyola. Los casos que llegan a este centro son remitidos desde la oficina de la Terminal de Transportes Terrestre.

 

Centro de Pastoral y Capacitación – CEPCA

Está ubicado en la Localidad de Kennedy, Carrera. 73 C Bis Nº 38B-16 Sur, Barrio Camilo Torres.

En este Centro la Fundación pretende ir más allá del apoyo asistencialista y, brindar a través de sus tres componentes básicos, oportunidades para la estabilización socio-económica de las familias, estos son: capacitación técnica que facilite la inclusión laboral y generación de ingresos a las personas en situación de desplazamiento. 

Se ofrecen cursos en las áreas de: peluquería, panadería y pastelería, corte y patronaje y sistemas.

 

 

 

 

 

 


asus rog

Desarrollo por San Pablo Multimedia